Internet de las cosas en la Industria 4.0

Como ya hemos abordado en anteriores artículos, cuando se ha detectado la necesidad de crear un plan de transformación digital para que nuestra organización evolucione hacia una industria o empresa 4.0 hay una serie de ámbitos sobre los que se debe actuar de modo que se cree un ecosistema de tecnologías 4.0. Una de estas principales tecnologías habilitadoras es el Internet de las Cosas, o IoT por sus siglas en ingles.

En LIS-Solutions nos apasionan los datos, estudiarlos, analizarlos y ponerlos en contexto; de modo que puedan aportar información y conclusiones de valor a nuestros clientes permitiendo la toma de mejores decisiones. Pero para conseguir lo anterior, primero necesitamos capturar los datos y gracias al auge del IoT esto cada vez es más fácil y accesible.

Internet of things, IoT, IIoT, I2oT, domótica, beacons, BLE… muchos términos que necesitan una aclaración más detallada, y como estos pueden mejorar nuestra organización de modo que se convierta en una industria conectada.

Estructura: Cómo viaja la información

La idea sobre la que se sustenta IoT es la capacidad de interconexión de todos los dispositivos dentro de la misma red, siendo en muchos de los casos de manera inalámbrica. Para crear este escenario es necesario el uso de los dispositivos inteligentes, normalmente con conexiones inalámbricas como WiFi, Bluetooth o cada vez con más peso ZigBee

En este punto en cuando empezamos a ramificar las opciones disponibles, y como ocurre en cualquier tecnología emergente, aún no podemos encontrar un estándar claro, lo que obliga a elegir una tecnología u otra en función de las necesidades.

Los desarrollos basados en la tecnología BLE (Bluetooth Low Energy o bluetooth 4.0) , tienden a ser tecnologías basadas en comunicaciones para corto alcance. Uno de los grandes beneficios es la alta estandarización de este protocolo de comunicación, que además junto a reducido consumo energético que realiza, permite ser integrado en aplicaciones basadas en sensórica que requieran un considerable volumen de datos, un claro ejemplo son los equipos de música basados en esta tipología. Esta tipología de comunicación inalámbrica permite crear redes privadas con altos niveles de seguridad, lo que las hace ideales dentro de la industria.

Dentro del entorno del Internet of Things, el protocolo bluetooth ha sabido integrarse de manera sólida con los beacons. Los beacon se tratan de dispositivos basados en BLE y son suficientemente pequeños para fijarse en una pared o mostradores. Una de las aplicaciones con mejor resultado en la obtención de posicionamiento en entornos cerrados donde la tecnología GPS resulta muy costosa.

Actualmente la tecnología WiFi es la más estandarizada del mercado dentro de las comunicaciones inalámbricas. Gran capacidad de envío de información que además cada vez más se funciona dentro de los 5Ghz lo que permite una mayor transacción de datos. Pero si mayor virtud es si condena, para realizar todo esto requiere un alto consumo energético, lo que la hace en muchos casos inaccesible para dispositivos inalámbricos que requieran de alta autonomía.

Por último, ZigBee: tecnología muy parecida al BLE pero con una tasa de bits mucho más reducida lo que repercute directamente en la autonomía de los dispositivos, además de tener un mayor rango de acción, próximo a los 100m. Pero lo que realmente hace interesante a este protocolo de comunicación es la capacidad de crear redes en malla, estrella o árbol. Esto resulta ideal para IoT aplicado en las casas, pero no tanto en industria donde actualmente resulta muy sensible a saturación del espectro de las radiofrecuencias.

Como hemos comentado anteriormente, para crear la red necesitar dispositivos capaces de enviar y recibir información, pero también dispositivos que actúen como dealer y que además sean los que deciden donde se almacena dicha información. Por poner un ejemplo dentro de un hogar podríamos tener conectado a IoT el sistema de control de temperatura de la casa, así como el control de las luces.

En LIS-Solutions somos capaces de añadir análisis predictivos, redes neuronales y sistemas de alertas dentro de los sistemas de IoT. Esto es un hecho revolucionario dentro de la Industria.

 

Internet Industrial de las cosas (IIoT): La fabricación inteligente

Dado que la industria avanza a pasos cada vez más grandes y uno de estos pasos está orientado a la generación y procesamiento de datos, el IoT en industria permite dar una salida y uso de los mismos. Debemos pensar que un brazo robótico, de que podemos encontrar en cualquier fábrica moderna, genera una inmensa cantidad información a lo largo de un día de trabajo, gracias a la sensórica que en él se incluye. Pero ¿cómo podemos incluir en IoT?

Gracias a nuestra experiencia trabajando con datos, actualmente en LIS-Solutions podemos realizar proyectos basados en Big Data, como son el mantenimiento predictivo, la monitorización remota, el cloud computing y la integración de redes neuronales para la toma de decisiones.

Todo esto reporta a la industria grandes beneficios gracias a la mejora del mantenimiento, una mayor eficiencia y disponibilidad.

El futuro de la industria está fuertemente vinculado al uso de los datos generados y a el uso de internet. Es por esto por lo que en la actualidad procesos como el Business Inteligente, procesos M2M (Machine to machine), o el análisis de Big Data están tan en auge.

Actualmente solo nos encontramos en las puertas de lo que la 4 revolución industrial nos tiene preparados, una revolución que por primera vez no tiene como protagonistas a las personas, esta nueva revolución trata sobre las máquinas y un mundo virtual cada vez mayor.

Conclusiones:

Industria 4.0 es un concepto clave en la situación actual tan cambiante en la que nos encontramos, en la cual, las organizaciones deberán adoptar diferentes tecnologías 4.0 para habilitar la mejora en los procesos, la eficiencia y la productividad.  La adopción de este nuevo modelo implicará que los proveedores, las materias primas, la maquinaria, los procesos, el producto final y los clientes; estén totalmente conectados a lo largo del proceso productivo

Para que el flujo de información sea el adecuado, cada parte de la cadena debe ser capaz de aportar datos relevantes, de modo que se capture información en tiempo real del mundo físico (maquinaria, instalaciones o dispositivos existentes. Esta captura de información que permita tener una industria conectada o industria 4.0, deberá ser analizada por expertos en la implantación de soluciones del Internet de las Cosas (IoT) de modo que la información capturada aporte valor a la organización y, además, esta sea capturada y almacenada de forma que se asegure totalmente su seguridad e integridad.

Deja un comentario

Open chat
1
¿Te ayudamos?
Bienvenido a LIS Solutions, Consultoría Logística !! Déjanos tu contacto y un experto se pondrá en contacto enseguida
Copy link
Powered by Social Snap